Enlace

Un banquete de boda acaba en batalla campal por razones políticas

Cualquiera que haya crecido en la zona rural conoce alguna de esas bodas en las que no sólo el cura reparte las hostias.

Es algo típico. En el norte casi obligatorio.
No obstante, la noticia nos regala esa base costumbrista con un bellísimo plus de conflicto político al puro estilo españaza cainita.

Tenemos una boda entre vascos y vallisoletanos, un cantautor euskaldún y un banquete terminado en reyerta. Metáfora perfecta de las Dos Españas (con barra libre de por medio). El resultado final fueron cinco heridos, dos detenidos y álbum de boda precioso.

No vamos a romper una lanza en favor de nadie, pero tampoco sabemos cómo reaccionaríamos nosotros sin nos colasen canciones regionales en medio de la celebración. Por otra parte, puestos a elegir, preferimos una boda con Ertzaintza antes que una con la Tuna, dónde va a parar.

En lo puramente personal estamos orgullosos de haber evitado cualquier chiste con “Donostia”.

San Sebastián, 30 de octubre de 2012.

Un banquete de boda acaba en batalla campal por razones políticas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *